VIVE Group dejará de ser patrocinador principal del Kielce a partir de 1 de julio según ha informado hoy Bertus Servaas, presidente del club y a la vez propietario del grupo empresarial dedicado al reciclaje textil.

La crisis económica derivada del coronavirus está castigando a la empresa polaca que se ha visto obligada a finalizar el patrocinio tras 18 años de colaboración y mucha inversión en el equipo de Kielce.

La salida de VIVE deja en el aire el futuro del equipo polaco, que podría verse obligado a bajar su nivel deportivo si no consigue sustituir la aportación económica de VIVE.

Servaas: "He tenido que decidir entre mi amor al club o el futuro de 2000 trabajadores y sus familias"

Bertus Servaas ha señalado que su decisión ha sido muy complicada dada su implicación en ambas organizaciones. 18 años apoyando al club hasta convertirlo en uno de los grandes del balonmano europeo.

"La pandemia del coronavirus ha tenido un fuerte impacto en mi empresa, he tenido que elegir entre mi amor al club y la responsabilidad de más de 2000 empleados y sus familias" comentaba el presidente del Kielce.

"Espero que la situación del VIVE Group mejore y podamos volver a ser parte de los éxitos del club en el futuro. Invertir en el club de balonmano no solo ha aportado satisfacción a nuestra empresa, también ha generado una gran promoción de nuestra marca e importantes retornos de la inversión, sobre todo en los últimos 7 años."

La salida de la empresa de Servaas del club polaco es independiente a su figura como presidente, cargo que seguirá ejerciendo.

El Kielce necesita cerca 600.000 euros para mantener la plantilla

El futuro deportivo del Kielce depende ahora de la capacidad para encontrar nuevos patrocinios o fuentes de ingresos que le permitan mantener la plantilla y su competitividad.

Una vez realizados todos los ajustes presupuestarios posibles, Servaas ha estimado que el Kielce necesita en torno a 2,5 millones de zlotys (unos 560.000 euros) para mantener su nivel.

"Tenemos dos opciones. Dejar marchar a los dos o tres mejores jugadores y continuar como se pueda, o pedir ayuda a todo el que ame al club para intentar mantener el equipo."

Entre esos ajustes obviamente se encuentran recortes salariales para los jugadores que sigan en el club.

Talant Dujshebaev ha confirmado que seguirá en Kielce

El primero que ha confirmado su futuro en Kielce ha sido Talant Dujshebaev, el técnico español ha reconocido que tiene ofertas encima de la mesa pero que las ha rechazado todas, quiere seguir entrenando al Kielce.

La leyenda del balonmano español ha reconocido que la crisis sanitaria/económica llega en un momento crucial para Kielce porque estaba finalizando el proceso de reconstrucción que empezó en 2017 para volver a luchar por la Champions League.

"Somos un club que necesita tiempo para construir grandes proyectos porque estamos lejos de los clubes más ricos del continente y no podemos fichar a los mejores jugadores. El problema es que trabajamos a medio/largo plazo fichando jóvenes talentos y desarrollando su potencial, y puede que ahora no los podamos retener".

"Si perdemos a dos o tres de esas estrellas, como pueden ser Wolff, Karacic, Karalek o Alex, no tiene sentido seguir pensando en el éxito inmediato. Y entonces muchos de nosotros sí que tendríamos que replantearnos el futuro en el club."

Además Talant ha agracedido a los jugadores que hayan aceptado un recorte en sus salarios para apoyar al club y poder mantener la mejor plantilla posible para el próximo año.

La plantilla del Kielce ha aceptado una rebaja salarial

El capitán del Kielce Andreas Wolff ha sido el encargado de mostrar el compromiso de la plantilla aceptando una rebaja salarial y manteniendose a la espera del futuro económico del campeón polaco.

"La crisis del coronavirus también nos ha afectado a nosotros. Nos encanta jugar aquí, tenemos una de las mejores aficiones del mundo y somos una gran familia. Si luchamos todos juntos, saldremos adelante.

Creo que el presidente y la gente del club conseguirán superar los retos económicos. Los jugadores esperaremos."

El Kielce ha iniciado una campaña de captación de fondos par logran los 2,5 millones de zlotys

Una de las maneras en las que el club polaco intentará compensar el agujero economico dejado por VIVE es a través de una campaña de fundraising en la que intentarán recaudar los 2,5 millones a través del apoyo popular.

Hasta el momento han recaudado algo menos de 90.000 zlotys.